jueves, 13 de diciembre de 2012

Arnedillo y las ruinas perdidas de Aldea Lázaro

El sábado volvía a tocar pedales, y en esta ocasión nos acercamos a Arnedillo para hacer una ruta completamente nueva por las divertidas sendas y vistosos barrancos de la zona.


El objetivo principal de la ruta era acercarse a las ruinas de lo que en los mapas denominan "Aldea Lázaro", aunque no hay una sola referencia a este nombre en ningún sitio en la web, lo que me hace pensar que no se conocerá normalmente así, en todo caso ese el nombre que he podido encontrar y así le llamaré yo.


Salimos de Arnedillo y tras cruzar el pueblo por el tunel, continuamos por la vía verde durante unos minutos, para desviarnos por una pista que asciende fuerte por la ladera derecha.

Día nublado y gris que no consiguió deslucir la ruta, sólo las fotos...
La pista nos lleva junto a la ermita de Peñalba que ya visitamos en nuestra anterior ruta por la zona (Barranco de las puertas y las ermitas de Arnedillo), hoy continuaremos subiendo ya por sendas con dirección al cordal que une la Cruz Encineta con Peñalmonte.


Durísima subida, en la que tendremos que desmontar a tramos, pero la que nos deja también unas vistas destacadas a todo el conjunto de peñas que rodean arnedillo.

Foto de Óscar.
Un ratito a pedal y otro caminando...

¿Mordor?
Un último esfuerzo con otro empujón y alcanzamos el cordal cimero que nos separa de nuestro objetivo.


Arriba nos abrigamos un poco y tras poner la burra en el modo "descenso", nos tiramos por una divertida senda motera que nos debe llevar al fondo del barranco de "Nobocazal", otro topónimo que sólo aparece en el Sigpac y que no tiene más referencias en todo internet... seguro que tiene más nombres.


Al acercarnos al fondo del barranco pasamos junto a las ruinas de lo que como he comentado al principio, llamaré Aldea Lázaro, una serie de edificios totalmente derruidos y que parecen abandonados desde hace mucho tiempo, estando ya bastante perdidos entre los arbustos.

Rodando entre los restos de "Aldea Lázaro". Foto de Óscar.
Una vez en el fondo del barranco, una senda nos lleva por sus márgenes en suave descenso, pasando junto a más ruinas ya casi camufladas entre las lajas de piedra.


Avanzamos por el barranco sin mucha dificultad hasta alcanzar otro conjunto de casas de piedra, en este caso todavía más o menos bien conservadas.


En este punto cruzaremos el río para por la orilla izquierda coger la senda que da acceso a estos corrales, en un entorno dominado por la prominente caliza en la ladera sur de este barranco.


La senda ahora nos va sacando del barranco alternando tramos de llaneo con cortas subidas para ponerse a prueba.


Disfrutamos de un tramo muy bueno de senda que acaba con una rápida bajada directa a a Peroblasco.


Bonito pueblo, nos damos unas vueltas por sus callejuelas mientras buscamos la salida...

Foto de Óscar.
Tras un rodeo encontramos la salida por una bonita senda que no sin dificultad nos bajará a la orilla del cidacos.


Esta senda que une Peroblasco y Arnedillo resultó bastante técnica y lenta, a pesar de discurrir en parte por las choperas junto al río...


Y es que la senda también dejaba la cómoda orilla para subir por la peña y esquivar así los cortados del río.


En un pequeño altillo nos acordamos de que había que comer algo, que con la emoción de las sendas se nos había olvidado... esa es la mejor señal de que estaba siendo una ruta muy buena.

Entrando en Arnedillo junto al balneario.

Llegamos a Arnedillo tras afrontar otro tramo complicado de senda, y justo en el pueblo se pone a llover ligeramente. La idea era completar la ruta con otro bucle majo que nos llevaría a buscar el "DH", es decir, la senda que están preparando los aficionados al descenso de la zona. Pero con el día empeorando y la posibilidad de encontrar esta técnica bajada húmeda, nos decantamos por buscar otra opción más corta, aunque resultó no menos divertida.


Subimos hacia la ermita del sagrado corazón o virgen de la torre por la senda que desde el río zigzaguea por el pinar, dura subida pero casi totalmente ciclable.

Presentando nuestros respetos en la ermita del Sagrado Corazón.
Y desde aquí, buscaremos la senda que nos bajará de nuevo al pueblo pero por una zona más embarrancada, dónde la senda se vuelve muy técnica y por ello muy divertida.


Muy buen final de ruta con esta senda que nos dejó ya totalmente satisfechos. No pudimos aprovechar para bañarnos en las termas porque se puso a llover con más ganas, pero cómo nos ha gustado tanto seguro que volveremos a seguir explorando estas peñas, un terreno muy distinto a lo que estamos acostumbrados por cameros y la demanda.



Track. Dificultad técnica Alta. Duración: 3,5 - 4,5 horas. Sin ningún problema de barro, recomendable para el invierno y la primavera inicial, mejor ir de largo porque hay zonas algo cerradas.

6 comentarios:

  1. Buen recorrido Alberto.
    Si solo os cayeron unas gotas con los nubarrones que se ven en la tercera foto, bastante suerte tuvisteis.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El día fue bastante frío y gris, pero tuvimos suerte y cuando llovió un poco más fue al llegar al coche, así que no fue mal la casa, aunque nos quedamos sin bañito termal, con lo bien que sienta...

      Eliminar
  2. ¡Si Señor!,descubrimiento , aventura y con esfuerzo.Una ruta digna de cerrarse en las pozas je,je.
    P.D. El mapa MTN50 Arnedillo (1:50000) también la denomina Aldea Lázaro ,junto a las llamadas Puzas Rubias en el barranco de Nobocazal.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por mirarlo en tus mapas, la verdad es que me sorprende que no aparezcan referencias en internet ni al barranco ni a Aldea Lázaro, no son lugares habituales pero en un lugar turístico como Arnedillo y con montes cercanos como Peñalmonte y Cruz Encineta muy visitados, me parecía raro. La verdad es que me alegra ser de los primeros en divulgar este rincón, el barranco es realmente bonito y la vuelta completa muy recomendable para el montañero a pie o en bici. Arnedillo ha entrado ya en mis lugares favoritos para la bici, no tardaremos en volver. Un saludo.

      Eliminar
  3. La próxima no me la pierdo. Vaya lujo de ruta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estuvo muy bien así que habrá que repetirla!

      Eliminar